Una cinta de manillar sostenible

Una cinta de manillar sostenible

Una cinta de manillar sostenible 1100 812 David Casalprim

La cinta de manillar es un componente imprescindible en las bicicletas que se equipan con manillares curvos, sobre todo las de carretera, de cicloturismo, y las gravel.

Tan importante es un manillar de calidad como la cinta que lo recubre ya que esta permite  agarrarla correctamente.

La cinta de manillar tiene una función básica para facilitar el agarre y la fuerza que se hace al pedalear, así como evitar que se nos resbale por la sudoración.

La cinta de manillar se ofrece en una amplia gama de colores.

Grepp, la cinta de manillar nacida en el frío norte

Podemos imaginar que la cinta de manillar aquí en la región mediterránea evita que se nos resbalen las manos por el manillar y nos queden sucias.

La empresa que comercializa la cinta de manillar GREPP, querían diseñar una cinta que diera confort también al frío metal del manillar en el invierno boreal.

Por las características de la cinta de manillar GREPP, esta es además más duradera al desgaste que las convencionales.

Pero su gran interés es que es reutilizable y puede colocarse nuevamente la misma cuando debe quitarse para alguna reparación de frenos, etc.

Una fibra textil orgánica, pero técnica

La materia prima de la cinta de manillar GREPP es una fibra producida e inventada en Austria, el TENCEL™ Modal. Una fibra celulósica de tacto firme y agradable.

Esta fibra textil no es un polímero plástico, como por ejemplo el polipropileno con el que se confeccionan muchas prendas ciclistas. El TENCEL™ Modal se obtiene de la pulpa de los árboles y se produce en Austria.

La cinta de manillar Grepp tiene la ventaja que puede lavarse y recolocarse si se debe extraer para practicar una reparación del cableado que pasa por el manillar.

Su huella de carbono es aceptable porqué todo el recorrido es dentro de Europa. La fibra textil se obtiene en la empresa TENCEL (Austria) pero se envía a hilar y teñir o colorear a Portugal y desde allí se envía a la empresa sueca Smålandsband AB que la teje.

La fibra textil TENCEL™ Modal se procesa de forma circular y respetuosa con el medio ambiente y que los árboles que la aportan se explotan con criterios de sostenibilidad.

En síntesis, es una fibra técnica de origen natural, pero sintética ya que se ha obtenida de un proceso industrial.

Sin embargo, las cintas de manillar de GREPP no incorporan  procesos de acabado en la fibra que disminuyen su nivel de sostenibilidad óptimo.

Esta fibra se puede reutilizar como fibra téxtil al igual que el algodón o las fibras textiles sintéticas y ello le confiere un interesante valor socioecológico.

Lavable y duradera

La cinta de manillar GREPP ofrece otro valor interesante y es que se puede lavar y de este modo su vida útil es mucho más duradera.

Posee una remarcale absorción a la humedad relativa en función de la temperatura del entorno por lo que asegura la máxima comodidad en su contacto.

Pero, hay otro concepto interesante de este producto y que queremos destacar de los fabricantes de GREEP, es que producen sus cintas de manillar con conciencia.

Grepp se fabrica con componentes de origen natural y de baja huella ecológica.

Fabricada con criterios de calidad

En todo producto su calidad depende de los componentes. Lo que distingue a GREPP es que han establecido una relación de confianza con el productor de la fibra en Austria y con su hilador en Portugal.

Esta relación en GREPP  la consideran primordial ya que aseguran es la garantía de calidad de su producto.

Así que, conscientes que la calidad del producto, su éxito se basa en el haber encontrado y establecido un marco favorable de relaciones con los proveedores.

Puntualmente, pues ante un pico de demanda  puede haber demoras en atender sus pedidos de las cintas GREPP.

Reparaciones más económicas del manillar y sus componentes

Ya hemos comentado que una de las características de las cintas GREPP es que pueden ser de quita y pon, cuantas veces haga falta.

Por tanto, esta propiedad del producto permite abaratar las reparaciones en las que hay que quitarla, pues es la única del mercado verdaderamente reutilizable.

El invento de esta cinta es que además de la fibra TENCEL™ Modal incorpora un hilillo de caucho natural que es el que le da el agarre al metal del manillar.

Mayoritariamente las cintas de manillar no son reutilizables pues para quedar adheridas se emplean colas, por ello cuando se deben quitar el mecánico debe romperlas.

Un producto de gran calidad para facilitar el agarre en los manillares de bicicletas de carretera y de cicloturismo.